Desde una cabaña hecha con palos en la prehistoria hasta un edificio de catorce plantas en la actualidad. Desde hacer la comida sobre una hoguera en la época del cromañón hasta las cocinas de madera del siglo XXI. Casas de madera, muebles, juguetes, barcos… ¿Te has dado cuenta de que tenemos construcciones de madera por todas partes y desde hace mucho tiempo? En la historia de la humanidad y en el desarrollo de la civilización, este material ha desempeñado un papel fundamental, siendo uno de los recursos naturales más antiguos empleados por el hombre, que hoy en día se sigue beneficiando de sus muchas virtudes. Pero, ¿qué tiene la madera para que nos haya acompañado durante siglos y siglos? Estas son algunas de sus ventajas.

  • Excelente aislante natural

Debido a su estructura porosa, la madera reúne numerosas zonas de calor permitiendo realizar estructuras con un espesor reducido y bajo consumo energético. Si la comparamos, por ejemplo, con el cemento, la madera tiene un poder de aislamiento unas diez veces mayor. Así es que gracias a las características térmicas de la madera puedes crear ambientes agradables sin necesidad de nada más. ¡Cálidos en invierno, más frescos en verano!

  • Resistencia al fuego

¿Sorprendente verdad? Sabemos que la madera es un material combustible, pero a pesar de los falsos mitos que por ahí circulan, posee un comportamiento predecible a lo largo del desarrollo de un incendio. ¿Cómo puede ser?

En el momento en que la madera se encuentra sometida a un incendio generalizado, se carboniza superficialmente dando como resultado una barrera de protección que obstaculiza la propagación de las llamas hacia el interior. Al ser la madera un mal conductor del calor, la transmisión hacia el interior de las altas temperaturas es muy baja, por lo que se puede considerar que este material mantiene sus características resistentes en condiciones normales, pese a la actuación del fuego.

  • Reducción de los tiempos de construcción

Entre otros aspectos, la madera a diferencia de otro tipo de materiales que se emplean en construcción, no necesita un proceso de secado una vez instalado, lo que nos permite ahorrar tiempo y costes. ¡Una muy buena ventaja para tu bolsillo!

  • Renovable

Se trata de un recurso que sigue disponible después de usarlo durante miles de años. Siempre y cuando su consumo sea responsable con nuestros bosques, el empleo de la madera respetará el medio ambiente, reduciendo el consumo energético y la contaminación.

  • Durabilidad

La madera es muy resistente a un gran número de compuestos químicos, presentando un mejor comportamiento que otros materiales. Construcciones de madera con miles de años de historia siguen resistiendo al paso del tiempo.

  • Resistencia

Es capaz de resistir tanto esfuerzos a presión como de tracción debido a su baja masa, baja densidad y alta resistencia mecánica. La resistencia a la flexión puede ser aproximadamente diez veces superior a la del hormigón, así como la resistencia al corte. Es el material de construcción con mayor resistencia en relación a su peso. ¡La madera puede con casi todo!

  • Versatilidad

Que sea un material antiguo no quiere decir que no se adapte a cualquier estilo o diseño. Tiene múltiples opciones en cuanto a texturas, formas y colores. Incluso aporta modernidad y confort combinándola con otros materiales más fríos como puede ser el mármol.

 

¡Anímate con la madera! Si necesitas asesoramiento o simplemente quieres informarte acerca de nuestros productos puedes ponerte en contacto con nosotros: 982 284 455/correo@mbesteiro.com. ¡Estaremos encantados de ayudarte! Maderas Besteiro